19 de agosto 2015

Boston—Mary Holmes, una residente de Roxbury, inició un juicio legal en contra de la policía de las autoridades del transporte público (la MBTA). Junto con la ACLU de Massachusetts y el abogado Howard Friedman, la Señora Holmes busca declarar responsable a los oficiales Jennifer Garvey (previamente Jennifer Amyot) y Alfred Trinh por brutalidad policial y por la violación a su derecho de libre expresión. En la demanda, Holmes relata que fue arrestada, golpeada y recibió gas pimienta cuando trató de prevenir que la policía abusara de otra persona de su comunidad.

De acuerdo con la demanda, en marzo del 2014, la Señora Holmes estaba en la estación de Dudley Square en Roxbury cuando vio a la oficial Garvey que le estaba gritando a una mujer mayor de raza negra. La situación preocupó a Holmes. Trató de calmar a la señora mayor y le pidió a la oficial Garvey que no fuera tan agresiva con la señora. Cuando no pudo lograr esto, Holmes misma llamó al 9-1-1 para pedir ayuda. Como respuesta, la oficial Garvey y su compañero, el oficial Trinh, echaron gas pimienta directamente en la cara de Holmes, la golpearon con un bastón policial de metal, y la arrestaron, esposando sus manos detrás de su espalda, mientras ella estaba en el suelo.

“Este juicio busca que haya justicia para Mary Holmes, quien tuvo el coraje de hacer valer sus derechos y los derechos de las otras personas en su comunidad,” dijo Friedman. “También se trata de enfrentar una injusticia fundamental que existe en la forma en la cual la policía trata a las comunidades de color. La gente no debería ser golpeada por las misma personas que están supuestas a protegerlas y servirlas.”

“La MBTA tiene carteles por todas partes que dicen ‘si usted ve algo, diga algo.’ Eso es exactamente lo que hizo Mary Holmes. Algo estaba mal, y ella lo denunció. Necesitamos que más personas sigan el ejemplo de Mary Holmes,” dijo la abogada Jessie Rossman con la ACLU de Massachusetts. “Lamentablemente, la reacción de estos oficiales es parte de un patrón más amplio y preocupante, en el cual la policía maltrata a los individuos que están haciendo valer sus derechos constitucionales. Esto debe parar.”

“Dada la conversación nacional y local sobre la justicia racial y la responsabilidad de parte de la policía, la Sra. Holmes y la ACLU esperan que este juicio resalte la historia de violencia y supervivencia de una mujer. Esperamos que este caso le traiga justicia a la Sra. Holmes, y que ayude a crear cambios fundamentales a la forma en la cual la policía enfrenta a las comunidades de Roxbury y el resto de Massachusetts,” dijo el abogado Carl Williams con la ACLU de Massachusetts.

Para ver más documentos en inglés sobre el caso de Holmes, visite a: https://aclum.org/cases-briefs/holmes-v-garvey/

Stay informed

ACLU of Massachusetts is part of a network of affiliates

Learn more about ACLU National